Tuesday, March 10, 2009

De Retache

Está bien, está bien, Regresé el sábado en la noche y hasta ahora estoy escribiendo. Es que llegué cansado, dormí poco y me divertí mucho. Lo curioso es la manera en que hice todo eso. En todo el viaje nomás me tomé 2 bebidas alcohólicas, pero me reí hasta que me dolió la panza y no podía respirar. Fuí por cuestiones de trabajo, pero forjé relaciones de amistad, relaciones bien cimentadas. Iba sin saber qué resultaría, y llego con enfoque, con la certeza de que estoy donde debo estar y, que el tiempo para estar aquí es inmejorable.
En ésta línea de trabajo, no hay mejor momento. Y estoy contento de poder aprovechar.

1 comment:

bLanche ʚïɞ said...

Hace mucho que no me duele la panza de tanto reír, que chido que lo has hecho tú...

Las certezas son la prueba irrefutable de que estamos creciendo muchachito.

(: